Itinerarios: Clot de Galvany

1 Descripción del Paraje

Situado entre la Sierra de Santa Pola y las lomas del Carabassí, el Clot de Galvany es uno de los espacios naturales de mayor importancia medioambiental de la provincia de Alicante.

nnn-Clot-de-Galvany-Miguel-Ángel-Andrés

Charca Central del Clot de Galvany. Foto Miguel Ángel Andrés

Su combinación de hábitats,  con zonas de saladar inundable y  carrizo, áreas vegetación típicamente mediterránea (pinos, algarrobos, lentiscos…), algunas lagunas de nueva creación y su proximidad a la costa, generan una diversidad de ambientes capaces de albergar una enorme riqueza ornitológica en un espacio relativamente reducido.

Valga como ejemplo el hecho de que dos de las anátidas (patos) más amenazados de España, la cerceta pardilla (Marmorenetta angustirrostris) y la malvasía cabeciblanca (Oxyura leucocephala), han escogido reiteradamente este paraje para reproducirse.

Malvasía cabeciblanca (Oxyura leucocephala) en la Charca de Contacto (M. A. Andrés)

Malvasía cabeciblanca (Oxyura leucocephala) en la Charca de Contacto (M. A. Andrés)

Además, posee vestigios de un valor histórico incalculable, al ser una de las zonas de la provincia con mayor número de “Casamatas”, antiguas  construcciones creadas durante la guerra civil española por el ejército republicano para defender las posiciones costeras en Alicante.

A pesar de todos los valores descritos más arriba, este enclave está sometido una gran presión urbanística, colindando sin zona de amortiguación en ciertas zonas con las urbanizaciones de chalets de Gran Alacant y Arenales del Sol, por lo que sufre una problemática grave asociada (molestias, ruidos, basuras, vandalismo, elevado número de visitantes, animales domésticos sin control, pérdida de hábitats…).

Así mismo, y relacionado fuertemente con la problemática de la construcción desmesurada, existe un problema hídrico de primer orden que ha reducido (e incluso en algunos casos eliminado) los niveles de agua en las principales charcas naturales.

2 Protección de la zona

Actualmente el Clot de Galvany pertenece a la red Natura 2000 europea, ya que está bajo la figura de protección de ZEPA (Zona de Especial Protección para las Aves) y LIC (Lugar de interés comunitario).

En el ámbito autonómico, se encuentra recogida dentro del Catálogo de Zonas Húmedas de la Comunidad Valenciana.

Además está protegida a nivel local, ya que es un Paraje Natural Municipal declarado por el Ayuntamiento de Elche.

3. Rutas

Ruta 1 Visita a las lagunas (ruta roja)

Llegamos en coche desde la N332 , tomando el desvío hacia Arenales del Sol y siguiendo por la costa. A  la derecha, justo antes de la subida a Gran Alacant por la carretera y frente a la entrada de la playa del Carabassí, encontraremos la señalización del paraje y el Aula de la Naturaleza, punto de partida de nuestro recorrido.

Por un camino de tierra llano y sin pérdida, atravesamos una zona de vegetación mediterránea en la que no faltan los paseriformes, como currucas cabecinegras (Silvia melanocephala), colirrojos tizones (Phoenicurus ochruros),  alcaudones reales (Lanius meridionalis) y cogujadas comunes (Galerida cristata)

Llegaremos a un balcón sobre la primera laguna, también llamada Charca de contacto, desde el que debemos parar a echar un vistazo con nuestros prismáticos y observar la variedad de aves acuáticas. Encontraremos fácilmente zampullín común (Tachybaptus ruficollis), cerceta Común (Anas crecca), anade azulón (Anas platyrhynchos), pato cuchara (Anas clypeata), pato colorado (Netta rufina), porrón europeo (Aythya ferina) y gallineta común (Gallinula chloropus). En época estival y con algo de suerte, podremos observar aquí las dos joyas de la corona del paraje: la cerceta pardilla (Marmorenetta angustirrostris) y la malvasía cabeciblanca (Oxyura leucocephala)

Charca de contacto desde el balcón de observación. Foto: Miguel Ángel Andrés

Charca de contacto desde el balcón de observación. Foto: Miguel Ángel Andrés

Continuando por el camino que baja, encontramos una bifurcación. Tomando el ramal de la derecha que sube una a loma, llegaremos a un observatorio en alto desde el que observar la Charca Central, el mayor humedal del paraje que, aunque no siempre tiene cantidades de agua suficientes, alberga poblaciones destacadas de diversas aves acuáticas.

Desandando nuestro camino y bajando de nuevo, a la izquierda encontraremos un entrante que nos conduce hasta el observatorio cubierto de la Charca de Contacto, desde donde observar mejor la zona de aguas someras para los limícolas, como chorlitejos chicos (Charadius dubius), andarríos grande (Tringa ochropus)y chico (Actitis Hypoleucos)y el siempre espectacular calamón común (Porphyrio porphyrio).

Calamón común (Porphyrio porphyrio) (Foto: Miguel Ángel Andrés)

Calamón común en la Charca de Contacto(Porphyrio porphyrio) (Foto: Miguel Ángel Andrés)

De nuevo, volviendo sobre nuestros pasos y siguiendo recto, encontramos un segundo observatorio a nuestra derecha. Estamos en la llamada Charca de Limícolas, en la que podremos observar  también las diferentes aves acuáticas y limícolas que aprovechan sus orillas para alimentarse. Suele ser frecuente tambien encontrar en ella alguna ardeida como las garcillas bueyeras (Bulbucus ibis).

En todo este último tramo hemos de estar atentos porque es frecuente la presencia de rapaces, tanto diurnas sobrevolando el paraje, como nocturnas. Entre las primeras podemos observar gavilán (Accipiter nisus), águililla calzada (Hialeatus pennatus) o el busardo ratonero (Buteo buteo). La rapaz nocturna más frecuente es el mochuelo (Athene noctua), que es fácilmente observable posado en las ramas secas de árboles o muros de piedra.

Mochuelo en un algarrobo del Clot de Galvany. Foto: Miguel Ángel Andrés

Mochuelo en un algarrobo del Clot de Galvany. Foto: Miguel Ángel Andrés

Para finalizar, si queremos caminar algo más, podemos continuar por el camino para dar una gran vuelta a lo largo de las Charcas Central y Norte (marcado en  color claro en el mapa adjunto), con un par de observatorios más desde los que observarlas. Aunque en este caso, la visibilidad que presentan los observatorios no es tan buena como todos los citados anteriormente.

Ruta 2 Depuradora de Arenales del Sol y Fondet de la Senyeta (ruta verde)

Desde la N332 nos dirigimos hacia Arenales del Sol desde la salida indicada. Justo antes de llegar a la rotonda que da entrada a la poblacion de Arenales, encontraremos a la derecha una torre transformadora y una pista de tierra que nace a sus pies.

Tomando la pista y a unos 500m, encontraremos un camino que sale a la derecha hacia la pinada y donde dejaremos el coche.

Veremos un nuevo camino que se adentra hacia unos cultivos abandonados en un claro rodeado de pinos.  Es una buena zona para paseriformes en general y fringilidos en particular. Puntualmente, cuando la depuradora vierte aguas sobrantes en una zona inundable, se convierte en un estupendo enclave para limicolas.

Volviendo a la torre transformadora y a la rotonda de Arenales, tomamos la carretera hacia Urbanova y, a nuestra izquierda, hay una pequeña via de servicio de tierra en la que parar para observar el llamado Fondet de la Senyeta.

Fondet de la Senyeta inundado

Fondet de la Senyeta inundado, paraje cercano al Clot de Galvany que se vería afectado por la recalificación

Esta zona humeda estacional frente a unas palmeras altas y secas, durante los ultimos años es dificil ver inundada debido a los probelmas hidricos de la zona, ligados probablemente a la proximidad de la desalinizadora de Alicante II.

Ruta 3 Charca de Balsares

Escondida a los ojos de la mayoría de la gente, pero prácticamente anexa a la N332 se encuentra esta pequeña joya húmeda.

Charca de Balsares (Foto: Sergio Arroyo)

Para llegar a ella, podemos optar, o bien por parar en la misma N332, en un camino de tierra que sale justo después de la primera fila de pinos que encontramos después del Altet, o bien acceder al mismo punto por dicho camino que sale desde la carretera que lleva a Balsares.

Una vez parado el coche, debemos subir a pié a la loma que queda a nuestra derecha y desde allí observar con los prismáticos. Aquí podrás ver zampullín común (Tachybaptus ruficollis), cerceta común (Anas crecca), anade azulón (Anas platyrhynchos),  cuchara común (Anas clypeata), pato colorado (Netta rufina), porrón europeo (Aythya ferina), polla de agua (Gallinula chloropus), focha común (Fulica atra), etc Es un buen lugar para observar en paso Cerceta carretona (Anas querquedula)

Texto: Miguel Ángel Andrés

 

Deja un comentario