MUERE OTRO ÁGUILA PESCADORA DEL PROYECTO DE INTRODUCCIÓN EN LA MARJAL DE PEGO

Águila pescadora en El Hondo de Amorós (S. Arroyo)

El Servicio de Vida Silvestre ha dado a conocer la noticia de que un nuevo ejemplar de águila pescadora, procedente del proyecto de introducción en la Marjal de Pego, moría electrocutado en el Parque Natural de l’Albufera. Es el segundo ejemplar  muerto de los 4 liberados en el marco de ese proyecto. Un primer ejemplar murió, también electrocutado, este otoño en Marruecos. El águila denominada Marina por los responsables del proyecto, no tuvo que viajar tanto para caer electrocutada. Según el comunicado el apoyo en el que se electrocutó este águila, que  procede de Andalucía, pertenece a Iberdrola y forma parte de 80 apoyos presentes en el propio parque natural susceptibles de provocar la electrocución de las aves que allí se posen. Cuantas rapaces, garzas, cigüeñas etc.. habrán caído fulminadas durante años en estos apoyos? Parece que el dinero que invirtió Iberdrola en modificar sus apoyos para evitar la electrocución de aves no llegó a l’Albufera.
Esperamos que este suceso sirva para hacer una revisión en serio del estado de los apoyos eléctricos en la Comunidad Valenciana y detenga la constante sangría que provoca en la avifauna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: