AHSA presentará alegaciones a la autorización de vertido de las aguas de la EDAR del Rincón de León a la bahía de Alicante

Desembocadura del barranco de las Ovejas (J. Santamaría)

Los vertidos continuados de aguas residuales, tratadas y sin tratar, procedentes de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Rincón de León desde la desembocadura del barranco de las Ovejas y su entorno, han provocado durante las últimas décadas la contaminación de las aguas de la bahía de Alicante y la consiguiente afección a sus ecosistemas marinos.

Un punto de vertido que se encuentra a menos de 400 metros de los límites del Lugar de Interés Comunitario (LIC) y Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) Espacio Marino de Tabarca, protegido por la presencia de distintas comunidades y especies de flora y fauna, destacando las praderas de Posidonia oceanica de sus fondos marinos. Según un estudio de la Universidad de Alicante, la aguas marinas al sur del puerto de Alicante se caracterizan por su elevada eutrofización, con valores de nutrientes, clorofila y turbidez muy elevados que puntualmente provocan valores bajos de oxígeno disuelto, considerando que la pradera de Posidonia oceanica se encuentra en profunda regresión. Los investigadores de la UA calculan que entre 1994 y 2014 se han destruido más de 388 hectáreas de este ecosistema a causa del continuado aporte de aguas contaminadas.

Este vertido, que actualmente carece de permiso legal, tuvo una autorización provisional a finales de los 90. Tras más de 20 años la Consellería de Transición Ecológica  ha resuelto someter a exposición pública la solicitud de autorización de vertido formulada por el Ayuntamiento de Alicante, la entidad titular de la EDAR. Desde AHSA tememos que se haga definitiva esa autorización provisional, sin solucionarse la contaminación que causan los vertidos de la EDAR en el LIC y ZEPA de Tabarca. Para evitarlo vamos a presentar alegaciones y pediremos que el expediente concluya con la obligación de construir un emisario – como el de la Albufereta para la EDAR de Orgegia – para el vertido del efluente que no se pueda reutilizar. Y con las obligaciones adicionales de depurar en condiciones todo el caudal entrante y de reutilizar un porcentaje mayor del efluente. Todo ello para que el vertido al mar sea el menor posible y de la mayor calidad posible. Aproximarse todo lo que se pueda a un vertido cero.

Recientemente, a iniciativa de varias asociaciones vecinales, a las que se ha sumado AHSA, se ha presentado una queja ante el Parlamento Europeo por los vertidos de la depuradora de Rincón de León. Una queja que esperamos que pueda contribuir a la mejora ambiental del Espacio Marino de Tabarca y del entorno de los barrios de la ciudad de Alicante directamente afectados por esta situación, como Gran Vía Sur o San Gabriel. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: